DAZN News

Christian Horner habla en DAZN sobre el temperamento de Max Verstappen: "A veces sus mensajes de radio suenan un poco fuertes"

4 min. de lectura
Max Verstappen, Christian Horner, Red Bull, DAZN Getty

Max Verstappen es un piloto especial, con gran personalidad, no sólo dentro de la pista, sino también fuera de ella, algo que, en más de una ocasión, le causado algún problema. Para su jefe, Christian Horner, es algo bueno, porque significa que es un piloto con ambición por ganar.

"Max es un piloto muy emocional, pilota con el corazón. A veces sus mensajes de radio suenan un poco fuertes, pero luego es capaz de volver a centrarse. Tú quieres un piloto competitivo, con hambre. Él es un piloto con mucha hambre", asevera en una entrevista exclusiva con Melissa Jiménez para DAZN.

Lee más...

Este año, con el cambio de normativa, las fuerzas se han igualado y la lucha por el Mundial de F1 no va ser sólo entre dos. Ferrari viene pisando fuerte y otros pilotos jóvenes como George Russell, Charles Leclerc o Carlos Sainz también quieren dar pelea.

"Creo que Ferrari ha hecho un coche muy fuerte este año. Lewis estará súper motivado. George Russell es un gran piloto. Así que creo que hay muchos rivales para Max", reconoce Horner.

"Es muy bueno para la F1 que Ferrari sea competitivo. Es otro rival y van a ser muy competitivos este año", sigue.

"Es algo fantástico para la F1 que haya tantos pilotos jóvenes. Son buenos tiempos para la F1 viendo que hay tanto talento joven. Grandes y jóvenes pilotos como Lando, George, Sainz, Leclerc, Ocon y por supuesto tenemos a Max y a George Russell. Hay mucho piloto bueno y con talento. Y no nos olvidemos de los veteranos como Hamilton y Fernando Alonso", concluye.

Max Verstappen o Red Bull: Christian Horner y su respuesta sobre si elegiría el mundial de pilotos o el de constructores si solo pudiera elegir uno

Red Bull fue el gran vencedor de la temporada pasada de Fórmula 1. A pesar de que Mercedes se llevó el Mundial de onstructores, la épica victoria final de Max Verstappen en la última vuelta del último Gran Premio del año, lo suple todo. Christian Horner, director de Red Bull, asegura en una entrevista exclusiva con Melissa Jiménez para DAZN que ha visto esa última vuelta "bastantes veces desde entonces".

"Aún pone los pelos de punta. Cuando Max cruza la línea de meta y es campeón del mundo fue un momento muy emocionante y tuvo mucha polémica. Pero aún le quedaba hacer el adelantamiento. Ese fue un momento muy intenso", cuenta.

Este año, Red Bull y Max Verstappen quieren volver a repetir título y, a poder ser, vencer a Mercedes y llevarse también el Mundial de constructores. Si tuviera que elegir entre ganar el Mundial de pilotos o el de constructores, Horner lo tiene claro: "Me quedo con el de pilotos".

El año pasado, Horner protagonizó un intenso duelo con Toto Wolff fuera de la pista, ambos defendiendo sus propios intereses. Es evidente que los dos jefes de las dos principales escuderías de la parrilla no tienen la mejor relación, pero Horner asegura que para él no fue complicada de gestionar esta gestión.

"Él es muy competitivo. Mercedes llevaba siete años sin ser derrotado y si tú quieres hacer algo tienes que creer en ello. Así puedes lograr cualquier cosa", explica.

De cara a este Mundial, la Fórmula 1 ha vivido un cambio de normativa que ha suscitado muchos comentarios. Para el jefe de Red Bull, es algo bueno. "Es el mayor cambio de regulación en los últimos 40 años. Obviamente los coches se ven y manejan de forma diferente".

"Por lo que vimos en Bahréin, los coches se pueden seguir mucho más y pueden ir más pegados. Esto para los aficionados es fantástico. Vamos a tener más luchas rueda con rueda y más duelos entre Max, Charles, Lewis, George o Checo. Creo que es algo bueno para la F1", afirma.

Últimas noticias